La realización de un aumento mamario no necesariamente implica la colocación de prótesis de silicona. En la actualidad, una de las cirugías más demandadas es el lipofilling mamario  o también llamada lipoestructura, lipoinjerto mamario o macrofat.

Consiste en la obtención de la grasa de zonas donde normalmente se acumula (pistoleras, abdomen, caderas, rodillas, etc..) mediante liposucción, su procesamiento y su posterior introducción en el tejido mamario.

Es una técnica que se utiliza desde hace más de 20 años pero que se ha perfeccionado en estos últimos para conseguir mejores resultados. Se utiliza también para reconstrucción mamaria tras una mastectomía o tumorectomía, lo cual indica su seguridad en cuanto a la posibilidad de tumores mamarios se refiere.

El tejido graso puede infiltrarse en otras zonas corporales como ojeras, pómulos, mentón, manos, glúteos…para conseguir fundamentalmente aumentos de volumen. A diferencia del Ac. Hialurónico es  una técnica que perdura en el tiempo y con la ventaja de que es un tejido autólogo (propio).

DURACIÓN: 2-3 horas.

ANESTESIA: general o local y sedación

INGRESO: 12-24 horas

RECUPERACIÓN: incorporación laboral entre 3 y 6 días